Noticias

Presos de Fénix Lara golpeados con palos y fales

De una supuesta requisa sorpresiva, realizada el domingo 15 de septiembre fueron objeto los reclusos de la Comunidad Penitenciaria de Fénix en Lara.

Los del área de media seguridad fueron sacados hacia la cancha y allí los tenían mientras la Guardia Nacional con autorización del jefe de regiones Ender Ávila hacia la revisión. Según pudo conocer el equipo del Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) en dicha “requisa” no estuvo presente ningún Fiscal del Ministerio Público con competencia penitenciaria. Alegaron que habían conseguido un facsímil, una pistola tallada en madera, las cuales sacaron y las mostraron a los presos, muchos de ellos inocentes de lo que ocurría.

“Ustedes se quieren alzar, quieren prender esto, no lo van a lograr” eran las palabras de Ávila según relataron los presos a los que el equipo de OVP tuvo acceso. Los presos estaban todos sentados con las manos en la cabeza escuchando lo que decían, entre tanto los guardias iban pasando por cada fila pateándolos, portando armas largas con las que los golpeaban. Durante la revisión de la torres, los detenían para darles con un palo, como especie de un rolo, “con quien querían se afincaban” expresan los presos, después de varias horas de haber maltratado física y verbalmente a los del área de media, sacaron a los presos de mínima y posteriormente a algunos de máxima seguridad quienes también fueron víctimas de este tipo de hechos.

Todos fueron castigados por igual, pero fue con los del área de media a quienes hoy en día les prohibieron las visitas y el pase de paquetería como castigo, este martes 17 de septiembre familiares iban con sus bolsas de insumos personales y no les permitían ser entregados pudo constatar el OVP.

“Nosotros estamos muy débiles no estamos recibiendo alimentos y vienen y nos caen a palo así. En medio de la golpiza en la que no se fijan las condiciones, ni si hay viejos o jóvenes por poco no se queda un señor.”

“El señor de 65 años no aguantó la pela y se desmayó, creíamos que estaba muerto pero después supimos que estaba vivo”, recuerda uno de los presos a los que OVP tuvo acceso. “No entiendo cómo es que ellos dicen que nosotros tenemos ese facsímil, pastillas o drogas si a nuestros familiares los desnudan por completo cuando nos vienen a visitar”.

“¿Si eso está aquí adentro como es que llega? ¿Porque no castigan directo a los responsables?” , estás son las preguntas que se hacen los mismos privados de libertad quienes no entienden cómo es que la supuesta acción de una persona la tienen que pagar toda una población conformada por más de 2 mil presos.

Como medida todos los reclusos han optado por no salir de sus torres para evitar ser maltratados por algún funcionario, explican que ninguno recibió atención médica después de la golpiza aunque quedaron todos marcados, tan solo el sexagenario y porque se desmayó.

Aprovecharon la ocasión para relatar que toda el área que usaban como teatro o proyecciones de películas fueron desmanteladas por las autoridades del penal quienes se han llevado cornetas y cables y saben que la responsabilidad caerá sobre ellos para tomarlo como excusa y ser sometidos a más maltratos y castigos.

Muriendo de hambre y sed

Los presos denuncian al OVP que se están “muriendo de hambre” un promedio de 30 kilos es lo que han rebajado, reciben una arepa pura para desayuno o cena misma que llega en ocasiones a horas de la madrugada, para el almuerzo reciben un agua a la que le echan un poco de pasta o arroz y ha sido así todos los días. “Aquí llegan camiones de comida porque lo sabemos pero nada de eso lo comemos y mucho menos lo vemos, no sabemos a manos de quien va a parar”, manifiesta el preso.

En la Comunidad Penitenciaria Fénix Lara además tenían 21 días sin agua, los presos estaban recogiendo agua de lluvia, fue este mismo martes 17 que fue enviado un camión cisterna que es distribuido en cuatro litros de agua para cada uno, misma que deben utilizar por varios días para tomar, para su aseo personal, para el lavado de su ropa y para sus necesidades.

Desde OVP resaltamos que se les está violentando el derecho a un trato digno y humano a todos los privados de libertad, el derecho a asistencia médica, el derecho a la salud, a la comunicación, a una alimentación balanceada, derecho al agua potable, además de la realización de actividades deportivas, de estudios y laborales.

Como se hace con cada irregularidad que se presenta en los penales y calabozos venezolanos y de las cuales OVP recibe la denuncia cada uno de ellos son notificados a la Comisión Interamericana de DDHH, al Relator de Personas detenidas en Las Américas de la CIDH, Sistema Interamericano a la Relatoría de Personas Privadas de Libertad y Relator de Venezuela de CIDH, al Sistema Universal al Comité Contra la Tortura y otros Tratos Crueles Degradantes e Inhumanos a la Relatoría de Detenciones Arbitrarias.

Prensa Observatorio Venezolano de Prisiones