Noticias

Presos del retén de Cabimas protestan desde el techo

Dos días tienen en el techo los presos del Centro de Arrestos y Detenciones Preventivas de la Costa Oriental del Lago situado en Cabimas, estado  Zulia con pancartas en donde exigen comidas, medicinas y visitas. 

El Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP) recibió denuncias por parte de detenidos y familiares que, en el recinto que es conocido como retén de Cabimas conviven más de 1.700 presos distribuidos en tres pabellones  y la capacidad instalada es de 350 personas lo que se traduce en un hacinamiento crítico de 485 %, en el que las enfermedades como la tuberculosis son la principal causa de muerte en esos calabozos porque no tienen asistencia alguna. Familiares denunciaron, que las enfermedades de la piel están a la orden del día y también existe mucha desnutrición dentro del retén. 

Este domingo 17 de noviembre, correspondía visita y fue suspendida al igual que lo hicieron el pasado miércoles 13 de noviembre, los presos que se aglomeraron en  el techo para ser vistos, gritaban a sus familiares que querían visita y que se estaban muriendo de hambre y enfermedades, así mismo rechazaban el cierre del retén. Los familiares también denunciaron al equipo de OVP que el retén tiene días que está rodeado por una comisión del Comando Nacional Anti extorsión y Secuestro (CONAS) un comando especial que no tiene competencia en materia de control penitenciario y debido a la presencia de estos funcionarios los familiares de los presos han decidido  quedarse porque consideran que se mantienen allí de una forma amenazante además temen por la integridad de la vida de cada uno de los que está allí están recluido. 

La presencia del CONAS en las afueras del retén de Cabimas se suma a lo dicho por Omar Prieto Gobernador del estado Zulia, cuando el pasado 13 de noviembre a través de algunos medios de comunicación expresó  “anunció que para la próxima semana podría darse el cierre de retén de Cabimas porque es un nido, una cueva de delincuentes, de cobra vacunas y los vamos a enviar para las peores cárceles”. Dandose así cumplimiento a la solicitud de cierre del Retén, realizada por el Gobernador el día 22 de septiembre de este año al Gobierno Nacional.

Carolina Girón, directora del OVP, recalca que, el Retén de Cabimas está adscrito a la Gobernación del Zulia, Polisur fue intervenida por el Ministerio de Interior y Juticia desde enero 2018, por lo tanto todos los hechos que allí pudieran registrarse serán responsabilidad de estos organismos, a la vez se pregunta ¿para dónde van a trasladar a todos esos presos? Recuerda Girón que, en el estado Zulia no existe una cárcel porque en el 2013 fue desalojada la cárcel de Sabaneta debido a que una nueva cárcel estaba en construcción, recordó que el 5 de diciembre de 2012, la ministra de Servicios Penitenciarios, anunció la construcción del Centro de Procesados y Penados Judiciales del estado Zulia (CPPJEZ) al sur de Maracaibo, en el municipio San Francisco, para el que se destinaron Bs. 209.104.434,64 millones de bolívares, el equivalente a $48.628.938,29 millones de dolares, calculando a dólar oficial de diciembre 2012 (4,3 Bs.) nunca se construyó nada y de los recursos tampoco se sabe nada, de esto existe denuncia ante el Ministerio Público, realizada el 20 de septiembre de 2016 por Transparencia Venezuela, CODEHZ y el Observatorio Venezolano de Prisiones (OVP).

“Son más de mil presos que pretenden sacar de ese retén cuando no existe una cárcel en el Zulia, seguirán trasladando el problema de un lugar a otro sin darle solución” enfatizó la directora de OVP.   

Un muerto en el retén de San Carlos del Zulia

En otros monitoreos realizados por el equipo de OVP en el Zulia y en calabozos policiales, el sábado 16 de noviembre, en el  Centro de Arrestos y Detenciones Preventivas San Carlos en el municipio Colón en el estado Zulia se registró un motín en el que murió un preso de forma violenta y otros presos resultaron heridos, las causas del motín hambre, enfermedad, hacinamiento.

Prensa Observatorio Venezolano de Prisiones 

Fotos: Cortesía